La lesion deportiva no se mejora con el reposo.

La rehabilitación basada en la práctica de ejercicio físico tras una lesión es imprescindible para evitar que ésta se agrave y cronifique según el doctor Pedro Guillén, director de la Cátedra de Traumatología del Deporte de  UCAM la Universidad Católica de Murcia,  que organiza estos días las XXII Jornadas Nacionales de Traumatología del Deporte. 

“A menudo quienes sufren una lesión se quedan en reposo en espera de que remita el dolor y la inflamación, pero es un error. Las articulaciones dañadas necesitan una actividad física limitada y supervisada por traumatólogos del deporte y terapeutas para que el tejido se pueda recuperar lo antes posible y reincorporarse a su entrenamiento habitual.

En el caso del esguince de tobillo, la lesión más frecuente en el deporte, un estudio publicado en el último número de la revista Journal of Orthopaedic and Sports Physical Therapy concluye que tras un esguince de tobillo, un programa de entrenamiento da mejores resultados en cuanto a dolor y funcionalidad y en reducción en esguinces recurrentes de tobillo que una política de esperar y ver" Para los investigadores, la evidencia sugiere que "la movilización precoz postoperatoria era más efectiva que una férula de escayola".

El reposo sólo es aconsejado en los primeros días o incluso sólo horas después de haberse producido la lesión, dependiendo de su alcance (reposo, hielo, compresión y elevación de la articulación). Pasados unos días, el traumatólogo indicará los ejercicios más adecuados para cada caso.

Uso excesivo o impactos continuos de las articulaciones

Otro de los factores que pueden influir en el hecho de que una lesión se vuelva crónica, además de no ser tratada de manera adecuada y completa son el uso excesivo de una misma articulación durante la práctica deportiva o los impactos continuos que ésta puede recibir.

Además de las muñecas, otras lesiones frecuentes en deportes de combate se producen en la cara, hombro o en los miembros inferiores. El boxeo es el que más causa, sobre todo faciales. Además, en taekwondo, una de cada cinco lesiones se produce en la rodilla, seguida del pie y el tobillo, según un estudio realizado en el Centro de Alto Rendimiento de Barcelona y publicado en febrero en la revista BMJ open. También las lesiones que afectan al hombro “son comunes en deportes extremos y de contacto como el judo o las artes marciales mixtas”, concluye una investigación alemana. En cualquier caso, aquel deportista que “esté más débil física, técnica y mentalmente será el que más se lesione”, asegura el doctor.

Utilizar reiteradamente la misma articulación durante la práctica de un deporte también aumenta el riesgo de lesión, por lo que los especialistas aconsejan que si se sufre un dolor o inflamación continua en una articulación se acuda cuanto antes a un traumatólogo o médico deportivo para que pueda diagnosticar el problema y prescribir el tratamiento necesario.

Especialidad: 
Noticia Destacada: 
NO

 

TAMBIEN LE PUEDE INTERESAR

El dolor de espalda es la alteración más habitual en nuestra sociedad, tarde o temprano ya sea por hábitos incorrectos, por la edad avanzada o

 La obesidad se reconoce como un importante problema de salud pública en los países industrializados.

La Epitrocleitis o codo de golfista, también llamada Síndrome del pronador-flexor, es la inflamación de la inserci

Investigadores del Área de Ingeniería Mecánica de la Universidad de Malaga (UMA) han desarrollado una prótesis ortopédica para facilitar el movimien